viernes, 6 de febrero de 2009

Matonismo y Esperanza

Esperanza Aguirre el 6 de junio de 2008. Dando una lección de matonismo. YOUTUBE -vía 20minutos.es-

Es curioso, acababa de leer el comentario de Javico en el post anterior y me estaba planteando no escribir nada. He venido de trabajar hace un rato y tendré que volver dentro de nada, así que estaba revisando los correos, los blogs, el facebook... esas cosas que tiene la era tenconológica. Y en escolar.net me he encontrado con esto. Y no he podido hacer nada salvo llenarme de ira.

Lo he dicho alguna vez, y no lo escondo, que toda mi familia -de sangre- y yo venimos de Madrid. De la capital del Reino. Un accidente geográfico lo tiene cualquiera. Pero bueno, en los madriles están mis abuelos, mis tíos -no todos- y mis primos -no todos tampoco-. Y me jode pensar muchas veces en los gobernantes que les ha tocado sufrir.

En el video que os pongo se ve a la Lideresa mascando chicle encarándose con la gente. Güemes, el joven de pelazo y sonrisa pija que le acompaña, el mismo que intentó hundir a Montes, luego dijo que la gente que estaba manifestándose había sido pagada por partido políticos y sindicatos. De hecho en el video se ve a una joven que le dice "muy bien, muuuy bien", con una actuación de la que yo valoraría la convicción, de la cual Espe pasa como de comer mierda.

Sí, la mujer que masca chicle y se encara con una joven que grita "viva Gallardón" es la presidenta del PP popular y, viendo el batacazo popular en las europeas, posible candidata a presidenta de Españaza -lo sé, igual nos merecemos ese castigo-. Lo gracioso del asunto es que la chica lo hace para fastidiar, y le fastidia bien. "¿Tu le has votado" le dice la Ambición Rubia, echándole encima su aliento de eau d`te. "El voto es secreto señora" contesta la manifestante. Viendo la trama de espionaje actual, yo no estaría tan seguro.

Lo que realmente me jode de todo esto es que una tía mía está pasando por un cáncer. Y han perdido su expediente. Estaba en algún lado, en alguna estantería, alguna mesa, donde se apilan las carpetas con las vidas, obras y milagros de los ciudadanos de Madrid. Al menos de los que no son ricos y van a la Ruber Internacional. Igual allí tienen esa información en ficheros electrónicos. Y no hay un médico para 10000 pacientes. Y tienen camas suficientes.

Mi abuela pasó en salas abarrotadas del Clínico algunos de los últimos momentos de su vida. De hecho, la última vez que le ví estaba en ese hospital. Una enfermera fumaba con la puerta abierta de la sala de descanso de enfermeros, que daba al pasillo. Me miró indiferente, ya que llega un momento en el que todo da igual. Da igual que muera la gente, da igual curarla. Sólo importan las cifras, como las de las listas de espera que oculta Mariespe.

Esta tipa no tiene vergüenza y no tiene corazón. Al final del video le comenta a un paciente "hable contigo para mandarte a Mario Vargas Llosa... ¿te curaste o no?". ¿Quién es esta señora para "mandar" a Vargas Llosa a dónde le place? Igual no habla del literato. Igual le amenazó con mandarle un matón llamado igual para que se curara, sino ¿para qué formular así la pregunta final? A Espe siempre se le han dado bien los artistas, como la pintora Sara Mago. Además de gran política, culta.

Sé que hay que tener tacto. Mi amigo Javier F. me dijo el otro día que mi blog debería llamarse Espeléptika, sé que resulto un poco pesado. Lo que haga da igual. Y por desgracia, sé que esta señora como buena persona de derechas ultraliberal, se ha extirpado la vergüenza y el sentido del honor. Pero me da igual. Por eso, sólo lo diré un vez: Esperanza, qué puta eres.

Salud & aventura!

5 comentarios:

Mikel dijo...

Democrática Esperanza. El respeto a los ciudadanos es lo mínimo que deberíamos exigir a los políticos. Ni eso. Qué asco.

senior dijo...

¡grosero!...que diria una señora bien mientras despreciaba a los enfermos pobres que le impiden ver a SU medico, en la consulta de la seguridad social por una urgencia, ... porque se da eso, los medicos atienden a dos carrillos, publico-privado.
Un matiz, el hijoputa contra Montes y todo un equipo que atendia a pobres, fué Lamela, pero cumpliendo las ordenes "que nunca dio" la señora condesa consorte.

Léctor dijo...

Por cierto casi se me va. Me gusta el titulo, no se, "matonismo y esperanza"... ya, ya con mayúsculas, pero así en el fondo, leyendolo, parece como un canto de esperanza, de la auténtica, es como una época negra, pero que luego, ... vendran buenos tiempos.
coincide con el lema, ¡alud de ventura!... estamos en tiempos de nieves...

Arnau dijo...

Malos tiempos para la lírica en Madrid.

Uno que pasa por aquí dijo...

Reconócelo, en el fondo admiras, quieres, amas a tu Esperanzita. Ese saber estar, esa soltura, esa elegancia. Donde quedarán mujeres así?.
Como dijo alguno, cada uno tiene lo que se merece.